RUT: El poder del agua para transformar la vida de los agricultores del Norte del Valle del Cauca

18-RUT---El-poder-del-agua-para-transformar-la-vida

Valle del Cauca, Roldanillo – 4 de mayo de 2020

Con el apoyo de la Agencia de Desarrollo Rural, el Distrito de Riego – RUT ha transformado la vida de los productores rurales como Juan Diego Aguilar, quien vive por y para el distrito. Una historia de amor por la tierra y devoción por el agua, donde el futuro del campo colombiano se escribe a diario con capítulos de emprendimiento y convicción.

El Distrito de Riego RUT, asocia a los municipios de Roldanillo, La Unión y Toro en el departamento del Valle del Cauca. Una fuente hídrica que beneficia a más de 2 mil personas, recorriendo 10.500 hectáreas que bañan los cultivos de más de 30 productos agrícolas como caña, maíz, uva, papaya, melón, sandía, guayaba, entre otros.

Muchos son los campesinos que reciben de este lugar, el agua que deja crecer las semillas que siembran, teniendo al sol, la lluvia y el viento como testigos de esa lucha de sus manos curtidas por el trabajo con la tierra, para cosechar algún día los frutos de las entrañas del suelo. Un ritual al que asiste desde que tiene memoria, Juan Diego Aguilar, un productor de 52 años, de 1.80 de estatura, orgullosamente campesino y vallecaucano.

Toda una vida dedicada al servicio del campo colombiano y al cuidado de su distrito como llama al RUT con familiaridad, lo convierten en un ejemplo de amor por su trabajo y no se ve haciendo nada distinto. Recuerda que tantos años de esfuerzo y sacrificio, han valido la pena para lo que son hoy estas tierras, porque gracias al agua que provee el distrito de riego, es que ha mejorado en buena parte la calidad de vida de aquellos emprendedores rurales que como Juan, se dedican a la actividad agrícola y sienten la satisfacción de tener más y mejores cultivos.

Juan Diego, comienza su jornada a las 5 de la mañana, no da tregua a la pérdida de tiempo, pues entre sus tantas labores tiene que cosechar, abonar, fumigar o regar, según el día de la semana que corresponda para cada actividad, en medio de un hermoso paisaje, que no deja de admirar ni de disfrutar al ritmo de la música y los cantos de las loras, los turpiales y las ardillas.

Con su hijo de 29 años, ya son tres las generaciones que han cosechado deliciosas frutas como la guayaba. Vive con su esposa y el amor por su familia y al oficio que le enseñaron sus padres, lo mantiene unido todavía a ellos con quienes comparte el hogar como desde siempre.

Desayuna a la 8 de la mañana y almuerza al medio día, recobra fuerzas y vuelve al distrito para retomar sus tareas, sin olvidar la agradable sensación que le espera con la visita del aire fresco sobre las 2 de la tarde, como una cita que compara con estar sentado a la orilla del mar, y tener de cerca un ventilador natural, según sus propias palabras.

Luego, este héroe del campo termina el día, acompañado de uno de los mejores atardeceres que haya visto como él expresa y toma un merecido descanso, no sin antes sentarse a comer a las 5.

“Mi agradecimiento con la ADR es muy grande, la Agencia nos ha ayudado con nuestro distrito para que hoy seamos la gran familia ASORUT”, sostiene Aguilar, un productor que no escatima en ánimo ni gratitud con la Agencia de Desarrollo Rural, a quien reconoce como un aliado para que el distrito cuente con un servicio cada vez más eficiente.

El RUT, de propiedad de la ADR, es uno de los distritos de riego más importantes del país, en donde durante el último año la Agencia ha invertido en obras de rehabilitación $8.511 millones millones de pesos para la protección de orillas y control de inundaciones en el área de influencia de la Estación de bombeo Tierra Blanca.

Adicionalmente, durante el 2019, Asorut fue favorecida con un proyecto Integral de Desarrollo Agropecuario y Rural- PIDAR para el fortalecimiento de la cadena productiva del maíz, interviniendo 1.500 hectáreas del distrito. El proyecto cuenta con un valor total de $22.670.472.749 y una cofinanciación por parte de la ADR de $4.510.439.997.

¡El agro No para, la ADR avanza cumpliendo con las directrices del Gobierno Nacional, de transformar el campo colombiano, con legalidad, equidad y emprendimiento!